Antibióticos comunes estarían dejando de funcionar

 Antibióticos comunes estarían dejando de funcionar

Según distintas entidades de salud y farmacéuticas, los antibióticos están dejando de funcionar, lo que pone en riesgo la salud de la humanidad.

Un informe del Plan Nacional frente a la Resistencia a los Antibióticos, entidad española, sostiene que los medicamentos contra las bacterias (antibióticos) están dejando de funcionar, lo que compromete el futuro de la salud de la humanidad.

De acuerdo con la entidad, la disminución en la efectividad de los antibióticos se está dando por el consumo excesivo e incorrecto de estos, generado por la pandemia del coronavirus.

Al respecto, la líder del Plan Nacional frente a la Resistencia a los Antibióticos, Cristina Muñoz, dijo que en un mundo sin antibióticos cualquier enfermedad podría ser letal. Además, no se podrían llevar a cabo distintos tipos de operaciones como cesáreas, trasplantes de órganos, prótesis de cadera, entre otras.

“Sería dar un paso atrás de casi cien años en los avances médicos. Pasarían cosas que ni se nos ocurre pensar, como que se caiga un niño, se abra la rodilla, lo lleves al hospital y el médico te diga que no hay nada que hacer, que lo siente mucho”, advirtió Muñoz.

La situación sería peor si se tiene en cuenta que los antibióticos están perdiendo la eficiencia contra enfermedades como la neumonía, tuberculosis, la gonorrea y la salmonelosis.

“Dejaríamos de curar a las personas, pero también a los animales. No podríamos producir alimentos sanos”, dijo la científica.

Un informe elaborado para el Gobierno británico alertaba en 2016 de que los microbios resistentes a los fármacos, en especial las bacterias, ya mataban a 700.000 personas cada año en el planeta y que se podría llegar a diez millones de fallecimientos en 2050, más que los causados por el cáncer.

Una de las principales características de las bacterias es que se multiplican cada veinte minutos y a veces sufren mutaciones que las vuelven más resistentes contra un medicamento o fármaco específico. Un ejemplo de lo anterior es lo que ha sucedido con la covid-19, cuya variante delta es más resistente e infecciosa que la cepa original.

Es tan preocupante la situación que la Organización Mundial de la Salud (OMS) alertó en febrero que la pandemia del coronavirus podría desencadenar en una “catástrofe” peor por la resistencia de las bacterias a los antibióticos.

“No permitamos que la crisis de covid se convierta en una catástrofe de resistencia a los antimicrobianos”, advirtió la OMS a inicios de este año.

Jos M.C.

Artículos relacionados

[].forEach.call(document.querySelectorAll('.adsbygoogle'), function(){ (adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({}); });