EEUU recomienda una tercera dosis para profesionales sanitarios

 EEUU recomienda una tercera dosis para profesionales sanitarios

La tercera dosis de la vacuna Covid-19 en sanitarios divide el mapa mundial. El último en pronunciarse al respecto ha sido Estados Unidos al recomendar una inoculación adicional en aquellos colectivos más expuestos al virus como son los profesionales de la salud.

En concreto, los Centros para la Prevención y Control de Enfermedades (CDC) incluyen a los profesionales sanitarios entre aquellos grupos vacunados con Pfizer-BioNTech que podrían recibir una dosis de refuerzo a los seis meses de completar la pauta.

El organismo ve adecuado inocular una tercera dosis a aquellas personas menores de 64 años «con mayor riesgo de exposición y transmisión en su entorno laboral o institucional», como son los profesionales sanitarios, bomberos, policía, personal de atención colectiva, docentes, trabajadores penitenciarios, dependientes o personal del transporte público.

La entidad alude a la evidencia emergente que sugiere una disminución progresiva de la efectividad de la vacuna en las infecciones por Covid-19 del personal de la salud y otros trabajadores de primera línea. Como motivos señala la disminución de la protección a medida que pasa el tiempo desde la vacunación y la mayor transmisibilidad de la variante Delta.

Un pequeño ensayo clínico demostró que una inyección de refuerzo de Pfizer-BioNTech aumentaba la respuesta inmunitaria en los participantes del ensayo que finalizaron la pauta 6 meses antes. «Con una mayor respuesta inmune, las personas deberían tener una mejor protección contra Covid-19, incluida la variante Delta», argumentan.

Personas de riesgo, mayores de 65 y residentes

Del mismo modo, invita a tener en cuenta a las personas de entre 18 y 49 años con patologías subyacentes y después de considerar sus riesgos y beneficios individuales, al no tener un riesgo tan alto como los mayores de 50.

De momento, los CDC solo recomiendan expresamente administrar una tercera dosis a los mayores de 65 años, residentes mayores de 18 años en entornos de larga estancia y personas de entre 50 y 64 años en situación de riesgo (cáncer, diabetes, enfermedades crónicas, problemas cardiovasculares, VIH, pacientes inmunodeprimidos, obesidad).

En cualquier caso, recomienda a los pacientes acudir a su médico para que sea él quien decida si es apropiado recibir dicha dosis de refuerzo.

Jos M.C.

Artículos relacionados

[].forEach.call(document.querySelectorAll('.adsbygoogle'), function(){ (adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({}); });