Efectos secundarios de los corticoides

 Efectos secundarios de los corticoides
Digiqole Ad

Los medicamentos con corticoides resultan muy útiles para tratar un gran número de afecciones, como es el caso de erupciones cutáneas, enfermedades inflamatorias e incluso asma. Pero, ¿Cuáles son los efectos secundarios de los corticoides? ¿Qué ocurre cuándo los dejas de forma definitiva? Al igual que ocurre con otros ingredientes de medicamentos, se pueden experimentar algunos efectos secundarios importantes.

En el caso de los corticoides o corticosteroides, pueden causar algunos efectos secundarios como aumento de peso, acné, estrías, presión alta o dificultad para dormir, entre otros. Esto ocurre especialmente cuando se usan en dosis altas o por un largo período de tiempo.

Pero, ¿Por qué ocurre esto? Los corticoides alteran el efecto de la hormona del cortisol, interfiriendo en el funcionamiento de las células de todo el cuerpo, como puede ser en la piel. Y es por eso por lo que causan algunos efectos secundarios importantes.

Efectos secundarios de los corticoides
Los efectos secundarios de los corticoides suelen ser leves y reversibles en la mayoría de los casos, y suelen desaparecer en el momento en el que se dejan de consumir. No obstantes, existen ocasiones en las que esos efectos secundarios son irreversibles. En este caso siempre se deberá llevar un estricto control médico.

En el caso de los efectos secundarios de los corticoides más comunes, encontramos los siguientes:

  • Aumento de peso: Los corticoides que se toman a través de la vía oral, pueden producir retención de líquidos, lo que hace que se aumente de peso. Asimismo, algunos medicamentos con corticoides provocan aumento del apetito y un cambio importante en el metabolismo y en la redistribución de la grasa corporal.
  • Alteraciones en la piel: Pueden causar alteraciones en la piel incluso en bajas dosis. Esto ocurre porque este tipo de medicamentos inhiben los fibroblastos, que son las células de la piel responsables de la producción de colágeno. Esto puede causar estrías rojas en diferentes partes del cuerpo como, por ejemplo, los brazos o los muslos.
  • Diabetes: Su consumo puede aumentar el riesgo de padecer diabetes, especialmente en el caso de personas con antecedentes familiares o que tienen un alto riesgo de desarrollarla. Esto sucede porque estos medicamentos generan una reducción de la producción de insulina o un aumento de la resistencia a esta hormona. Esto significa que sube el nivel de glucosa en sangre.
  • Presión alta: Los medicamentos con corticoides suelen provocar retención de líquidos, lo que puede causar o empeorar una situación de presión alta.
  • Osteoporosis: El uso prolongado de medicamentos con corticoides pueden causar osteoporosis al provocar una disminución del número de las células responsables de la formación de los huesos. Asimismo, los corticoides disminuyen la absorción de calcio por parte de los huesos, un mineral muy importante para garantizar la salud de los huesos.
  • Alteración de sueño: Los corticoides pueden provocar alteraciones en el sueño, irritabilidad, ansiedad e incluso euforia. También, en ocasiones, pueden provocar depresión, pérdida de la memoria o disminución de la concentración.

Estos son algunos de los efectos secundarios de los corticoides, aunque no son los únicos. Es por eso que siempre que se deban tomar medicamentos que contengan corticoides, será imprescindible llevar un estricto control médico. Además, también será imprescindible atender a estos efectos secundarios lo antes posible.

Digiqole Ad

Jos M.C.

Artículos relacionados

[].forEach.call(document.querySelectorAll('.adsbygoogle'), function(){ (adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({}); });