Que mascarilla usar en tiempos de ómicron

 Que mascarilla usar en tiempos de ómicron

Con récords de contagios ómicron se volvió la cepa del covid dominante en el mundo.

¿Qué tipo de protección es la más eficiente?
Según los especialistas y diversos estudios, no cualquier mascarilla nos entrega suficiente seguridad, aunque tampoco hay estudios que demuestren la efectividad de ellas según cada variante.

Mascarilla de Alta eficacia: KN95, N95, FFP2
“Según los datos publicados por los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades de Estados Unidos (CDC), las mascarilla N95 y KN95 pueden filtrar hasta el 95% de las partículas de aire”, afirma Ignacio Rodríguez, infectólogo de Clínica RedSalud Santiago Chile, por lo que “esta mascarilla es el mejor estándar de seguridad que uno podría tener”.

En situaciones de alto riesgo de contagio, “donde hay mayor cantidad de personas, hacinamientos y menor ventilación, como en el trasporte público, espacios cerrados o reuniones sociales que no son al aire libre, es recomendable usar mascarillas clínicas y certificadas” como la N95, la KN95 o la FFP2 —de estándar europeo y rendimiento similar, aunque difícil de encontrar en Chile—, apunta el infectólogo Ignacio Silva, académico de la Facultad de Ciencias Médicas de la U. de Santiago.

“Si se encuentra en un espacio cerrado donde no puede distanciarse de las personas, como un aeropuerto concurrido o dentro de un avión, recomendamos mascarillas del tipo N95?, sugieren en un artículo de la UC Davis Health.

Mascarilla quirúrgica: también es recomendada
Si bien las N95, KN95 y FFP2 son las mejores alternativas ya que evitan en altísimo porcentaje la transmisión por aerosoles, “la mascarilla quirúrgica de 3 capas es suficientemente efectiva para contener la transmisión del virus en la gran mayoría de los escenarios, y en todos los escenarios extrahospitalarios”, dice Rodríguez.

En relación a esta mascarilla —la clásica de uso médico y quirúrgico—, el especialista advierte que “no utilizarla más de un día, dado que a las 4 horas de uso, o incluso antes, ya empiezan a humedecerse y perder su efectividad”.

Menor eficacia: mascarillas de algodón o tela
“Tal como ya lo señaló el Ministerio de Salud, se debe dejar de utilizar las mascarillas de tela o algodón, pues no impiden el paso de partículas y, por ende, no ofrecen la suficiente protección frente a variantes altamente contagiosas como la ómicron, ni para la persona que la usa ni para las que están a su alrededor”, asegura Rodríguez. Por eso es necesario dejar de usarlas y reemplazarlas desde ya por mascarillas quirúrgicas o N95.

“Las mascarillas de tela no van a protegerlo de ómicron”, opina Linsey Marr ,investigadora de Virginia Tech que estudia cómo se transmiten los virus en el aire y citada por el portal de la National Public Radio de Estados Unidos. Marr señalo ahí que los datos preliminares de científicos de la Universidad de Hong Kong han demostrado que la variante ómicron se multiplica 70 veces más rápido dentro del tejido del tracto respiratorio humano que la delta.

Jos M.C.

Artículos relacionados

[].forEach.call(document.querySelectorAll('.adsbygoogle'), function(){ (adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({}); });